SEO: Las búsquedas online también tienen competencia

SEO: Las búsquedas online también tienen competencia

Volver a la base antes de avanzar. SEO viene de Search Engine Optimization y se trata del conjunto de estrategias y técnicas de optimización que se pueden implementar en un sitio, con el fin de que éste aparezca de manera orgánica en búsquedas de internet. 

Y si bien, el interés de las grandes marcas por contar con una estrategia SEO en sus sitios web ha aumentado exponencialmente desde el comienzo de la pandemia, no todos manejan de manera clara cómo y cuál es el impacto de llevar una estrategia de posicionamiento. Muchos consideran que todo lo que sea aplicable para un sitio, puede ser replicable para otro, pero la realidad es otra.

Y como “knowledge is power”, primero comenzaremos por definir lo que es SEO, de dónde viene y hasta qué objetivo se puede llegar manejando una estrategia correcta de esta herramienta. 

La importancia de tener una estrategia SEO

Teniendo claridad sobre qué es, ya se puede deducir que lo que funcionará para un sitio puede que no funcione para otro, por lo que es necesario definir una estrategia clara pensando en el sitio en específico y qué se puede entregar para que los motores de búsqueda entiendan su contenido.

¿Cómo definir una estrategia SEO?

Primero, se debe analizar y auditar el sitio en el cual se llevará a cabo la estrategia, para reconocer y corregir eventuales errores tales como: contenidos duplicados, páginas con error, estructura HTML, velocidad de carga del sitio, entre otros.   

Una vez reconocidos y corregidos los errores, se comienzan a definir los primeros pasos de una estrategia; uno de los más importantes: las palabras claves o keywords, por las cuales se busca mejorar el posicionamiento de un sitio en los resultados orgánicos de Google. 

Para encontrar las palabras claves perfectas se deben considerar aspectos importantes:

–  Reconocer cuál es el enfoque de la marca y hacia dónde quiere apuntar con su posicionamiento.

– Definir el volumen de búsqueda mensual de cada palabra.

– Reconocer el contenido y entender si es que es capaz de responder a las búsquedas de los usuarios.

–  Definir qué palabras claves se utilizarán para posicionar cada contenido en el sitio.

Y luego ¿cómo medir los resultados?

A diferencia de una campaña SEM, en una estrategia SEO no se puede saber “cuántos ingresos generó una palabra clave específica”, sin embargo si se podrá saber cuál es el posicionamiento de esa palabra en los resultados orgánicos de Google. Y dependiendo del volumen de búsqueda de cada una, se logrará deducir cuál fue el alcance de las palabras clave. 

Si es una palabra clave con un volumen de búsqueda alto y su posición orgánica es #1 se atribuiría a que podría tener más tráfico orgánico, sin embargo, la calidad de la sesión podría no ser la esperada. Por otro lado si una de las palabras clave tiene un volumen de búsqueda bajo y se encuentra en posición #1, esta podría traer un menor tráfico, pero de mayor calidad pensando en que es una palabra clave más objetiva y llegaría al usuario que busca realizar una acción relacionada a ese término.

Además, al contrario de una campaña SEM, el trabajo SEO toma más tiempo en mostrar resultados, ya que Google debe procesar el contenido e indexar los cambios que se realizan en él. Lo recomendable es revisar resultados de posicionamiento orgánico mensualmente.

Hora de valorizar

Hoy en día se debe tener claro que “si no estás en Google, no existes”, considerando que es el sitio de búsquedas más utilizado (cerca de un 92,1% del tráfico a este tipo de buscadores se los lleva Google en Latinoamérica), por lo que suena indispensable contar con una estrategia de posicionamiento, la que permitirá saber cómo están encontrando los usuarios el sitio y controlar de manera orgánica la forma en la que queremos que lo encuentren. 

También, se pueden aminorar costos a la hora de llevar una estrategia de pago, apostando el posicionamiento orgánico en términos más costosos e invertir por términos en los que no podemos llegar en una estrategia SEO. 

Llevar al SEO más allá

Optimizar diferentes técnicas de posicionamiento de un sitio para estar dentro de los top de búsquedas es una parte de lo que una buena estrategia SEO puede hacer, pero también cuenta con una función más específica que logra entregar aún más visibilidad dentro de un espacio determinado. A eso se le llama SEO local.

El SEO local es la práctica de optimizar la presencia web de una empresa para aumentar la visibilidad en los resultados de los motores de búsqueda orgánicos locales y localizados. 

La proximidad, prominencia y relevancia son los tres pilares de la búsqueda local. El SEO local emplea una amplia gama de esfuerzos técnicos y creativos para convencer a los motores de búsqueda de que una empresa debe destacarse en sus resultados como una respuesta relevante para los buscadores en línea en las proximidades de cada ubicación comercial.

SEO local llevado a la realidad

Ya sea un propietario de un negocio local o vendedor, una de las alternativas más prácticas de pensar en integrar el SEO local es como una forma de servicio al cliente, lo que garantiza que los buscadores en línea cercanos puedan encontrar, dar me gusta, conectarse y elegir el negocio local que necesitan.

Pensado inicialmente para los pequeños negocios locales, Google creó Google My Business (o Google Mi Negocio) una plataforma gratuita que permite crear, validar y administrar una ficha con la información más relevante de la tienda física para los usuarios que buscan llegar a una locación cercana a ellos. Además, esta plataforma permite aparecer en las búsquedas de Google y en Google Maps facilitando tanto a buscadores como usuarios el ser encontrados.

Google My Business y la validación de propiedad

Para llevar a cabo esta validación de manera correcta, se deben considerar los siguientes puntos:

 1.- Reclamar el negocio: crear un perfil de negocio con la dirección exacta en la que se encuentra el local. Debe tener información clara y su nombre debe ser el mismo de la marca, no es necesario sumar en este la locación.

2.- Personalizar la información: agregar el horario de atención, fotos y otros detalles para así lograr que los clientes cerca del negocio lo descubran.

3.- Administrar el perfil: una vez validada la propiedad, se podrán compartir novedades, responder opiniones y conectar con clientes en Google.

Más importante de lo que se cree

Si bien cada negocio local es único, casi todos deben ser visibles en línea. Prácticas como la optimización de un sitio web, la creación de listados de empresas locales, la gestión de reseñas y la obtención de enlaces comparten el objetivo de impulsar una mayor participación en línea.

Y como dato importante, un representante de Google declaró en 2018 que el 46% de sus búsquedas tienen una intención local. Esa es una gran cantidad de búsquedas locales que se realizan todos los días, una estadística que deja en claro cómo la prominencia en los resultados del motor de búsqueda local orgánica y localizado de Google puede impulsar negocios a cada ubicación.

Leave a Reply